marcha por el orgullo LGBT

“Libertad, justicia y dignidad, ¡A nosotres jamás nos borrarán!”

Este fue el lema de marcha del orgullo LGBTTTIQ+ en la CDMX, como cada año, independientemente de los colores, la música y fiesta se sigue peleando por la libertad de ser quienes somos, tanto para las personas de la comunidad como a los aliades que siempre con mucho respeto acompañamos a nuestros seres queridos a realizar este recorrido.

Todos los movimientos a finales de los años 60 dieron paso a grupos y colectivos de todo tipo a lo largo del mundo, así fue el caso de la comunidad LGBTTTIQ+, corría el año de 1971 cuando un empleado de una tienda departamental (Sears) lo despidieron bajo sospecha de homosexualidad provocando indignación entre los jóvenes, artistas, intelectuales y estudiantes lo que llevó a la creación del Frente de Liberación Homosexual (FLH) en agosto del año.

En junio de 1979 se llevó a cabo la primera marcha por la liberación homosexual en donde no solo se buscaba resaltar el orgullo sino también luchar contra la represión policiaca con consignas:

¡Nadie es libre que todos seamos libres ¡Por un socialismo sin sexismo!

¡No hay libertad política si no hay libertad sexual!

Desde esa fecha se lleva a cabo la marcha que en un principio terminaba en el hemiciclo a Juárez y no fue hasta 2001 cuando concluyó en el Zócalo capitalino, cada año cambian las demandas remarcando el hecho que aún nos falta mucho para poder vivir sin juzgar y exigiendo los mismos derechos para todos.

Y si aún tienen dudas que se celebra es la diversidad, promover la igualdad y abogar por los derechos de todos, es como bien se sabe una fiesta de orgullo, pero también recordemos lo mucho que ha cambiado el estigma social, poco a poco se va entendiendo que todos queremos los mismos derechos y libertad de amar. Este año se solicitó que los carros y vehículos fueran hasta el final de los contingentes ya que dentro de muchos existía no solo la celebración, sino el exigir cosas, esclarecer transfeminicidios, que los procesos como cambiar el INE sean más rápidos y sin arbitrariamente restringir esa libertad de todos los ciudadanos, entre muchas otras cosas.

Así que, si piensas ir el próximo año, hazlo desde el corazón y un lugar donde brille la persona fabulosa que existe en cada uno de nosotros, celebra, baila, canta y exige justicia siempre desde el amor. 

Deja un comentario